fbpx

¿Y si no permitieran que te bañaras en la piscina?

En verano son muchas las dudas que les surgen a nuestras familias con Piel de Mariposa. ¿Pueden ir a la playa y a la piscina? ¿Y disfrutar del verano? El equipo de Apoyo Familiar nos cuenta las principales preocupaciones en estos meses de extremo calor.

Natalia, nuestra trabajadora social, nos comenta cómo, al contrario de lo que se suele pensar, ir a la playa y a la piscina es muy positivo. “Tanto el cloro de la piscina, que tiene efecto desinfectante, como la sal del mar, que tiene efecto cicatrizante, son beneficiosos”.

Además, el disfrute de nuestras familias en estos espacios supone un paso más hacia la total integración social por la que trabajamos. Precisamente las piscinas municipales tienen reglamentos que prohíben el baño de personas con heridas abiertas para evitar el contagio. Desde nuestra ONG presentamos informes que detallan claramente que la Piel de Mariposa no es contagiosa sino genética y que por lo tanto las familias deben poder disfrutar de ellas, como cualquier otra.

Nuestras familias también preguntan sobre el tipo de bañador más recomendable, que es el de pieza entera, de tejido suave y sin cremalleras o costuras que causen roces. Aun así, el calor provoca el aumento de la sudoración en zonas de fricción y, por lo tanto, las lesiones o el riesgo de que aparezcan.

Gracias a vuestro apoyo podemos atender y mejorar la vida de las personas con Piel de Mariposa.

Publicar un comentario

Quiero recibir el boletín de noticias de Piel de Mariposa